4-0

Goleada por la Champions (VALENCIA 4-0 GRANADA)

El Valencia se da un homenaje de goles ante el Granada, con cuatro tantos que le permiten mantener la cuarta posición en la clasificación y seguir al acecho del Atlético a falta de cinco jornadas. El conjunto valencianista encarriló el partido con dos goles en acciones a balón parado, el primero con un remate de cabeza de Javi Fuego y el segundo al transformar Parejo un penalti, que esta vez sí acertó. En los minutos finales Feghouli y Negredo completaron la goleada.El Granada estuvo en el inicio de partido sin complejos, advirtiendo a los de Nuno que no iba a ser un rival más. Los primeros minutos nos dejaron un ambiente de tanteo, con veinte minutos de tú a tú. Pero, tras ese periodo, la máquina valencianista se engranó. Las ocasiones comenzaron a sucederse; primero Parejo enviaba arriba un remate con la testa a centro de Barragán. Era el primer aviso serio, y después llegaría el gol que abría el marcador. Gayà protagonizó una internada por banda que acabó en córner y en ese mismo saque de esquina Parejo la colgaba y Javi Fuego introducía el balón en la portería. El Valencia se adelantaba en el marcador y lapidaba las intenciones visitantes con una jugada de estrategia, que tanto había preparado Abel Resino durante la semana.

A partir de ese momento André Gomes y Feghouli dirigían ya el asedio valencianista a la meta defendida por Roberto. Las buenas intenciones del Granada se esfumarían definitivamente cuando Barragán protagonizaba una gran jugada individual en la banda derecha, caño incluido a Mainz, que acabó con el colegiado señalando la pena máxima a favor del Valencia. Llegaba la oportunidad a Parejo de redimirse tras su error del Camp Nou, esta vez no falló y puso el dos a cero en el electrónico. El encuentro llegaba así al descanso, con un resultado más que favorable para encarar la segunda mitad con tranquilidad.
La segunda mitad comenzó con el Valencia durmiendo el ritmo del partido a través de posesiones prolongadas. Pero la falta de tensión fruto de la ventaja en el marcador se iba a traducir en superioridad para los de Abel Resino, que aprovecharon la relajación valencianista para intentar recortar la ventaja en el marcador, pero sin éxito de cara a portería. No hubo acción de ataque ni balón al área en que no se toparan con la tremenda figura de Nicolás Otamendi, un central años luz por encima de la media.
Nunó decidió mover su banquillo sin variar el esquema en el campo. Dio entrada a Enzo Pérez en lugar de André Gomes. El portugués se retiraba con una sonora ovación tras ser uno de los más destacados durante su estancia en el campo. Pocos minutos después, De Paul sustituía a Rodrigo Moreno y Negredo a Paco Alcácer. El técnico del Valencia agotaba todas las sustituciones con poco más de veinte minutos por disputarse pensando ya en el choque del jueves en Vallecas.
Con el Valencia racionando excesivamente sus esfuerzos ofensivos, Otamendi y Mustafi se encargaron de evitar cualquier acción de peligro por parte del Granada. La pareja de centrales abortó en todo momento las amenazas visitantes a la meta de Diego Alves. Y en una de esas, casi sin quererlo, el Valencia marcó el tercero de la noche. Negredo cedía de primeras para Feghouli que obtenía su recompensa particular a un gran partido a través del gol. Y con el Granada totalmente vencido, Negredo cerraría la fiesta con su quinto tanto de la temporada tras rematar un perfecto centro de De Paul. Póker de goles para el Valencia y la Champions sigue en Mestalla.CDoP-Y3WMAAYPSJ

Deja un comentario Cancelar respuesta