alsa--490x578

La abogada que perdió los papeles

Que estemos en un fin de semana en el que no hay liga en primera división, no quiere decir que no haya noticias curiosas y de opinión. Hoy en Hit Deporte vamos a contar una de ellas en las que algunos estareis de acuerdo con mi opinión y otros no.

El caso se dió un Miércoles por la mañana cuando una usuaria habitual de la empresa de autobuses ALSA y abogada, llamada Patricia Sanz, iba a coger un autobús dirección Ribadesella-Gijón para desplazarse a su centro de trabajo ubicado en la ciudad gijonesa. Al llegar el bus, Patricia se encuentra con que en la luna delantera hay algo que, para ella, resultaba molesto, una bufanda del Sporting de Gijón. Al encontrarse con esa bufanda, Patricia decidió mandar un tweet mencionando a ALSA mostrando su malestar con esa bufanda en el bus en el que iba a viajar junto con una foto del autobús.

alsa--490x578

La respuesta del CM de ALSA no tardó en llegar, quien le escribió un tweet pidiendo el ticket del bus y posteriormente escribiría esto:

2015-10-09_153936

La respuesta del CM de ALSA provocaría múltiples respuestas en defensa del conductor del autobús, quien podría tener su puesto en peligro sólo por una simple bufanda de un equipo, y en contra de la abogada, gran seguidora del Real Oviedo y Real Madrid ,socia de una peña del conjunto carbayón y llegó a formar parte de una de las listas a la presidencia de la APARO (Asociacion de Peñas del Real Oviedo). Lo curioso fue que no sólo usuarios seguidores del Sporting se quejaron ante esta decisión (quienes le crearon el hastag #LaLocaDelAlsa, también hubo seguidores del Real Oviedo que tomaron la protesta de Patricia como absurda y vergonzosa a lo que ella respondió bloqueando a muchos usuarios de twitter que se quejaron de su protesta y poniendo su cuenta de twitter privada para que ningún usuario de esta red social vea sus tweets, salvo si te acepta la solicitud de seguimiento.

Al día siguiente, ante los numerosos tweets preguntando de si van a despedir al conductor, ALSA respondió lo siguiente: «La bufanda llevaba tiempo ahí, el conductor no tuvo la culpa;  al conductor no le va a pasar nada, porque no tuvo culpa»

Y así fue como una abogada ha hecho que la rivalidad entre 2 equipos como Real Sporting y Real Oviedo, se lleve hasta el punto de intentar acabar con el trabajo de un conductor, que era inocente, por una simple bufanda del equipo rival. La jugada le pudo salir buena porque la bufanda ya ha sido retirada, pero la de enemigos que ha conseguido (algunos seguidores del mismo equipo que ella) por este incidente, no serán pocos. La rivalidad entre equipos debe existir solo en el marco del fútbol, pero nunca hasta el punto de querer jugar con el empleo de un trabajador que, además, le deplaza a su centro de trabajo cuando también dispone ella de otros medios semjantes como el tren.

A su vez, mal detalle también lo de ALSA, quien recibiendo semejante protesta absurda, apoyó a la usuaria en todo momento, en lugar de pasar el asunto como hacen otras empresas.

Por: Adrián Fernández Rodríguez (@AdrixFdez96)

Deja un comentario Cancelar respuesta